San Mamés a la baja

|

Whatsapp entradas


Mientras el club presume, con el calificativo de "éxito", de agotar existencias en la venta de unos cientos de entradas descuento a los menores de veintiseis años en una serie de partidos escogidos, la tendencia global de asistencia de público a San Mamés sigue deparando números insuficientes desde el punto de vista de las expectativas tras la ampliación del aforo por encima de las cincuenta mil localidades. La batería de excusas para justificar el desarraigo de los socios es extensa porque parece que la coyuntura deportiva todo lo soporta: algunos horarios, algunos días de mal tiempo, algunos rivales que no estimulan, etc ... La exigencia para con jugadores y cuerpo técnico no se adecúa al apoyo que estos reciben de una grada desangelada y en evidente retroceso numérico. Vayamos a las cifras. En lo que llevamos de temporada, con los mejores clubes de la Liga pasando por San Mamés, solo Atletico, Barcelona y Real Madrid han superado el 80% de asistencia rebasando en tres mil y cuatro mil espectadores respectivamente el aforo del viejo campo. Paradójico, en esta dinámica de partidos descuento, al tratarse -en dos de los tres casos- de partidos en los que hubo que pasar por caja para seguir "colaborando" con el club y su boyante economía. Aquí no hay descuentos ni "egunas", no faltó nadie, ni siquiera en el palco de los VIP.


En pleno Agosto la visita del Getafe en la primera jornada superaba el 78% de parroquianos, mientras que cuatro días después el club vendía como "éxito" su gazte Europa contra el Panathinaikos con un 80% de asistencia en plena Aste Nagusia de Bilbao. El motivo de poner 525 entradas con descuento para jóvenes fue que la afición griega no ocupó sus localidades. No parece tanto el esfuerzo de Ibaigane por la juventud si tenemos en cuenta que para la afición del Hertha se vendieron 2.700 localidades. ¿Quién ocupó el resto con un 20% de asientos vacíos? Los otros tres "gazte eguna" de la presente temporada también se saldaron con éxito, según el club, aunque la asistencia de público en general seguía cayendo: Sevilla 75%, Girona 74% y Villarreal 68% (las tres por debajo del aforo del viejo San Mamés y por debajo del aforo frente al Getafe en Agosto, sin descuentos ni prevendas). En este sentido, también continúa la crisis europea en la grada. Del 55% frente al AZ y el 61% contra el Apoel con Valverde en el banquillo, se mantiene la desidia con dos 60% contra Zorya y Ostersunds mientras el Athletic se jugaba su permanencia europea en el campo. ¿A cuánto ascendieron los ingresos por taquilla?. ¿Es positivo el balance y gestión de los bonos europeos?. ¿Hay alternativas para llenar en cada partido las miles de localidades vacías?. ¿Qué pasa con los mayores de veintiseis años?, ¿no ganan elecciones o acaso son menos ruidosos no pidiendo tu dimisión?. 


Pero este desgaste viene de atrás. La media de público de todos los partidos de la temporada 2015-16 en San Mamés alcanzó el 81%, 10 puntos menos que la temporada 2014-15. La penúltima campaña de Valverde en Bilbao supuso la peor asistencia de público a San Mamés desde la 2002-03, frenando doce temporadas de crecimiento sostenido. Pues bien, los datos de la pasada campaña (2016-17) fueron aún peores con un 77%, (unos 42 mil espectadores), pocos más del aforo del viejo campo. ¿Por qué esta caída libre en apenas dos temporadas?. Veamos las cifras de esta temporada en el Camp Nou con Valverde y su Barsa líder. "La media hace dos temporadas hasta el octavo partido de Liga en el Camp Nou era de 73.628, la temporada pasada 81.686, y en ésta (sin contar el partido a puerta cerrada) de 63.273 en siete partidos". Casi veinte mil espectadores menos en un año. ¿Pura casualidad?. ¿Qué mueve a socios de Athletic y Barsa a dejar de acudir a su estadio de repente?. Volviendo al Athletic. Visto el ridículo de los socios del Athletic frente a la Formentera en Copa con un 26% de asistencia, ¿está la grada de San Mamés en disposición de exigir?, ¿por qué van cada vez menos fieles al tiempo que se gana en confort?, ¿va en función del rival o de una desidia heredada?. ¿Quién va a gestionar las más de diez mil localidades que siguen vacías?, ¿por qué se venden asientos VIP a ultras de equipos rivales?. Los números cantan por mucho éxito del chocolate del loro. 

EDITORIAL

ÚLTIMO PODCAST

ÚLTIMA ENTREVISTA