Del lodo al barro

|

Whatsapp entradas


La culpa es de Ziganda. Este sería el mejor resumen de las conclusiones de buena parte de la opinión pública y publicada al enésimo, consecutivo y deficiente arranque de temporada del Athletic. Ahora se pide la cabeza del entrenador. Pero, ¿qué parte de responsabilidad tiene Ziganda en todo esto?. No cabe duda de que cuando la pelotita no entra es más fácil estirar de la cuerda más populista, la del entrenador. Básicamente porque la famosa ley del fútbol aconseja cargarse a uno antes que a diez o quince, y porque la ley de supervivencia del presidente en apuros recomienda que, cuando la grada saca los pañuelos o silba al equipo, se corte por lo sano antes de que el barro llegue al palco. Es una evidencia que el juego sigue siendo nefasto, que las rotaciones no están terminando de funcionar -suponiendo que su valoración hubiera que hacerla en Noviembre y no en Febrero o Marzo-, y que el nivel general de la plantilla es preocupantemente bajo. No deja de ser ciertamente indicativo de la situación de Ziganda con el vestuario la afirmación de Mikel Rico del pasado Jueves, cuando apuntaba que veía a Ziganda: "con más sintonía con el equipo que al principio". ¿A qué se refería exactamente?. Igual habría que preguntárselo a Raúl García, por ejemplo.


Lo cierto es que, en este primer tramo de temporada, Ziganda no está pudiendo contar ni con Yeray, ni con De Marcos, ni con Beñat, ni con Muniain. Cuatro de los pilares fundamentales en las alineaciones de Valverde a los que Cuco intenta suplir con Bóveda, Unai Núñez, Vesga y Córdoba. ¿Se entiende el salto de calidad?, ¿se percibe a grandes rasgos la diferencia?. Ampliemos el foco. ¿Dónde están las alternativas a Laporte y Balenziaga?, ¿por qué se le exige a Ziganda recuperar en meses la mejor versión de Iturraspe a la que Valverde desterró durante cuatro años?, ¿Se parece en algo el Raúl García actual al de hace dos años?, ¿dónde estaban Lekue o Susaeta antes de Ziganda?. Dos años -que terminarán siendo tres- sin fichajes, sin reforzar esta plantilla. Parece muy injusto acusar a Ziganda de todos los males cuando intenta reflotar al equipo con el fondo de armario que no le valía a Ernesto. Si hace un año eran tan malos, ¿por qué iban a rendir muy por encima de aquel nivel de la noche a la mañana?. No hay competencia porque no hay alternativas. Vesga es la excepción de una política de cesiones deficiente y lamentable. Y no solo porque muchos no jueguen en sus clubes de destino, sino porque los que triunfan como Aketxe vuelven para seguir en el ostracismo. ¿Es únicamente Ziganda responsable de esta "planificación"?.


Y ahora pensemos. Destituimos a Ziganda. Mercado de invierno. En año y medio, como mucho, elecciones en Ibaigane. Se necesitaría un entrenador actualmente sin equipo que aceptase un contrato de muy corta duración, algo express que no hipotecase ni a la junta gestora ni a la siguiente directiva. ¿Qué entrenador de cierto prestigio aceptaría el cargo?, ¿debería ser conocedor del club y de su filosofía de cantera apostando por ella como Ziganda, o valdría con renegar de ella como hicieron los anteriores?. Hablemos de objetivos, ¿Qué resultado a final de temporada sería óptimo para el nuevo entrenador?, ¿se le bajaría el listón con el que juega Ziganda desde Julio o tendría que cumplir con el sapo de la remontada de las segundas vueltas?. Y si se le ocurriese pedir fichajes, ¿qué podría traerle esta directiva?. Pongamos que viene otro técnico en Diciembre, de primer nivel y cobrando un buen caché. Démosle el mismo plazo que le han dado algunos a Ziganda. Pongamos que en Febrero o Marzo la cosa no remonta. ¿Traemos a un tercero?, ¿a Garitano con su experiencia de dos ceses y un descenso?. Una plantilla en claro y previsible declive, sin refuerzos, y remachada con chavales de Segunda B. ¿Dónde están los responsables de la gestión deportiva y ejecutiva de los últimos años?. ¿Por qué se fue Valverde?. ¿Por qué no quiere venir nadie al Athletic?. ¿Por qué no quiere renovar casi ningún león con cartel internacional?. ¿Alguien sabe quién es el director deportivo a día de hoy?. ¿Con quiénes seguimos yendo a peor?. De aquellos barros ...

EDITORIAL

ÚLTIMO PODCAST

ÚLTIMA ENTREVISTA